10 consejos para el inicio de curso

Miguel Gracia Martínez-Caro Soy profesor de Primaria y padre de dos hijos. Orientador familiar y experto en Nuevas Tecnologías aplicadas a la educación. Creador de contenidos digitales, formador en pizarras digitales y administrador de este blog. Siempre dispuesto a aprender algo nuevo y a conseguir que nuestra sociedad sea mejor.

 

El curso ya ha comenzado y poco a poco va cogiendo velocidad. Para nuestros hijos puede ser un cambio muy fuerte con respecto a la rutina que han llevado durante las vacaciones. Os queremos mostrar unos sencillos consejos para que la adaptación sea más sencilla y poder empezar el curso aprovechándolo al máximo.

1. Ir adelantando el horario poco a poco. Podemos aprovechar que los días se van haciendo más cortos. Podéis ver cuántas horas tiene que dormir vuestros hijos en este artículo  y en función de eso que se vayan a la cama. Nuestros hijos durante el día en el colegio tienen un ritmo muy intenso y deberían dormir muchas horas por la noche para poder rendir al día siguiente.

2. Preparar con ellos las cosas del día siguiente. Por un lado vamos a conseguir no ir por la mañana deprisa y corriendo, y por otro les vamos a hacer responsables de sus cosas: ropa del día siguiente, mochilas, carteras con libros y cuadernos, bolsas de deporte… Todo ello preparado cerca de la puerta de casa para cogerlo antes de salir.

3. Revisión de encargos. Durante el verano habrán tenido algunos encargos que ahora durante el curso no podrán realizar o que estarán cansados de hacer. Es bueno revisarlos e intentar que tengan el mismo encargo como mucho un trimestre. Esto se puede hablar con su profesor en el colegio. Pensad encargos de responsabilidad, adecuados a su edad, donde se sientan protagonistas y que haya cosas de los demás miembros de la casa que dependan de ellos.

4. ¿Tienen una zona de estudio acondicionada? Seguro que con las vacaciones esa zona ha quedado reducida a un segundo plano o sencillamente ha dejado de existir. Volvamos a darle vida, a mantenerla limpia y ordenada y que sea un lugar agradable no sólo a la vista, sino cómodo de estar. Recordad que el orden llama al orden y que lo ideal sería utilizar la mesa desde la primera semana de curso aunque sea para ir adquiriendo hábitos y rutinas.

5. Es ahora cuando hay que recuperar o ganar el hábito de estudio y de trabajo en casa. Es aconsejable tener un horario definido por las tardes. El lugar de estudio debe ser fijo y la hora de comienzo la misma de modo habitual. Que no lleguen del colegio y se pongan directamente a hacer los deberes y estudiar; que comiencen con un descanso después del colegio donde puedan merendar. Tienen que jugar y es muy importante que lo hagan todas las tardes que se pueda: antes y después de estudiar.

6. Tutoría. Hay muchas cosas de tus hijos que han cambiado a lo largo del verano y es muy posible que haya cambiado también el profesor. Es necesario que cuando podáis las comentéis con los profesores de vuestros hijos: aprovechad para contarles cómo son, sus inquietudes, lo que les preocupa… Vosotros conocéis mejor a vuestros hijos que los profesores.

7. ¿Qué expectativas tenéis con vuestros hijos para el curso que empieza? Esta es una buena conversación que deben mantener los padres al comienzo del curso y que debería continuar en el futuro. Debemos de exigirles en la medida de sus capacidades puesto que no todos los niños rinden igual y destacan en lo mismo. Es bueno hacérselo ver a nuestros hijos. ¿Hasta dónde pueden llegar? El esfuerzo es más importante que las calificaciones.

8. Comienza el curso y con él un gran abanico de actividades extraescolares. Mucho cuidado con saturarlos. Que sepan valorarlas y que se las ganen. Que sean conscientes que suponen un esfuerzo para vosotros y que son “extras” que se pueden dejar de hacer si las calificaciones, el rendimiento o el buen comportamiento disminuye.

9. Marcaros como objetivo hacer, al menos, un curso de formación para padres durante este curso. Nuestros hijos son lo más preciado que tenemos en este mundo y por ello debemos formarnos para poderles dar lo mejor. Aquí os mostramos otro artículo que nos da algunas razones de por qué asistir a un curso de padres.

10. Los verdaderos protagonistas de la educación son los padres, no sus profesores, abuelos o cuidadores. El colegio debe ser una herramienta. Haz saber a tu hijo todos los días que le quieres cómo es. Ponte como objetivo hablar cada día con él y dedicarle un tiempo, aunque creas que tu hijo es muy pequeño, siempre se pueden mantener conversaciones adaptadas para cada edad.

2 comentarios en “10 consejos para el inicio de curso

Deja un comentario